29 diciembre, 2005

Audiometría / Dj

(Para poner fin por este año a la seguidilla de posts zuricato-clínicos)

Orejas. Soy un dj. Así me siento. Es decir, sentado delante de una cámara silente, apreto botones y doy vuelta perillas para saber cuanto escucha alguien dentro de la cámara silente. Audiometría se llama el procedimiento.
Cada mañana le digo a los pacientes “siéntese acá adentro, va a escuchar unos pititos, me avisa cuando los escuche”. Cierro la puerta de la cámara silente (que es como si un refrigerador de carnicería por dentro estuviera con esponja acústica). Y empieza lo bueno.

Con una perilla se baja/sube la intensidad del “pitito” y con la otra de determina cuan agudo o grave es el pitito, y ahí empiezo a discjockear. Para una sola persona, en privado, sin que siquiera se de cuenta. Y lo que para algunos es un desfile eterno y seguido de pititos de diferentes intensidades y frecuencias, para otros –generalmente abuelitos- es apenas un paisaje minimalista de ruidos aislados. Cada uno escucha lo que puede. Incluso hay un examen que mide cuan fuerte se pueden aguantar los pititos, y eso se ve al observar las caras de “quiero taparme las orejas” en los pacientes.




Y se siente lo mismo que estar frente a una consola de fiesta, arreglando la velocidad de la canción, tratando de achuntarle por criterio a lo que uno esta buscando, disminuyendo intensidad por un canal para que por el otro salga una cosa distinta, y que todo salga coherente… que el paciente no salga insatisfecho y/o desorientado…. que la gente baile con gusto, de corrido.


Debo, eso si, reconocer que la gran variabilidad de las orejas me ha impresionado.
Desde las orejas infantiles –algunas tiernas como almejitas-, hasta las orejas rígidas y aplanadas de algunos ancianos, la variedad de orejas que he tenido que auscultar para poner los pititos es bien grande, y se que no he visto nada aun. De repente le pasa lo mismo a los uro o a los gine, je.

12 comentarios:

insonoro dijo...

hola perez:

no se de que se trata tu post, no lo lei, estoy borachin a estas hrs, asi que te saluda un discoteauditor de un año nuevo increiblemente sordo.

jijejo. pcho.

Cecilia dijo...

Cecuerdo haberme hecho ese examen cuando chica, estaba tan ansiosa de escuchar todos los pitos.

No se si fue producto de mi imaginación, o sólo una simple concidencia con el ruido ambiental, pero le pusiste un pito a este post?

Coffee dijo...

La ultima frase está buena, jajaja, no se, aun no elijo mi especialidad, pero ya voy aprendiendo algunos datos curiosos, saludos!!!

...

Felipeiglesias.cl dijo...

Antes que todo: Cecilia, eso se llama esquizofrenia.

Al post: Nunca me he hecho un test de auquellos, aunque he constatado para mi bien y mal que tengo un excelente oido, sobre todo con los graves. Debe ser un buen show al cual someterse, lo estoy pensando seriamente.

Al respecto de las otras profesiones, nada que decir, creo que hay que tener vocación XD.

Saludos del Cerdo!

Cristy dijo...

Y bueno mejor ni hablar de las IMPEDANCIOMETRÍAS...las neuronas escuchan el silencio de todo lo que somos.....
Bueeeeena DJ Zuricatofonix!!!!

un abrazo muy apretado para ud.

HadeS dijo...

lo voy a repetir las veces que se me antoje sin cansarme: qué placer leer estos registros donde hablás con tanto amor de tu profesión, Rodrigo. Hacés que me sienta orgullosa de ser tu amiga. Y además... aprendo.

gieb dijo...

Mi oreja es muy deforme y grande...je
Saludos Pérez!

insonoro dijo...

pegate un poquito

marcela paz dijo...

wow!!
new year
new look

quiero uno también

sercon dijo...

yo me lo hice en el hospital de la fach, junto con otros exámenes para medir un problema de equilibrio en el oído medio, y ya lo sabía... no puedo escuchar sonidos arriba de 3000 ciclos, no escucho una tetera pitar a menos que me encuentre frente a ella, no puedo escuchar alarmas de relojes de pulsera, acoples en mesas de audio, en fin, me dá lo mismo, escuchar sonidos muy agudos te producen cefaléas y creo que por eso rara vez me duele...

uns saludo

lacaracola dijo...

en realidad es como disjockear... a nosotras nos dejaron una vez jugar con un audiometro en un centro, fue divertido!!! , aunque dejame decirte que no lo es mucho cuando le tienes que decir a una persona que ha perdido su audición...Luego de haber pasado por situaciones parecidas quizás a las de tu vida con respecto al tema me he llegado a preguntar que tan importante para mí es el escuchar...qué tan importante es para ti perez?

Iván dijo...

PéREZ:
No desesPéREZ.

ATTE:

Prof. de DJs.